Las nuevas generaciones confirman el poder de los promocionales

Las nuevas generaciones confirman el poder de los promocionales

No podemos hablar de un fenómeno nuevo pero sí de una nueva forma de publicidad. Frente a los métodos y soportes tradicionales. Y no sólo porque han conseguido solventar ese rechazo general de los consumidores a la invasión de los anuncios en sus formas más tradicionales: prensa, buzoneo, llamadas telefónicas… sino, y más importante, que han conseguido darle un giro de 180 grados hasta el punto de que los propios consumidores no solo no rechazan los artículos publicitarios, sino que incluso los demandan. “Los productos promocionales vienen en soportes de gran utilidad para los usuarios. Tazas personalizadas, bolígrafos publicidad, artículos textiles, gadgets tecnológicos… son muy valorados y hasta demandados por los consumidores. Ahí está el verdadero origen del poder de los regalos promocionales”, indican responsables de empresas de referencia en distribución de regalos promocionales.

Generación tras generación, los productos promocionales han ido reforzando su supremacía y confirmando que no representan una tendencia sino una nueva forma de publicidad que ha venido para quedarse y que se consolida como el mejor soporte publicitario. Si en general la gran mayoría de los consumidores declaran estar expuestos la mayor parte del día a regalos publicitarios, la generación de millenials elevan esa franja temporal a ‘todo el tiempo’. Así lo aseguran las conclusiones del estudio Mapping Out The Modern Consumer, llevado a cabo por la asociación internacional de productores de productos promocionales, PPAI, mediante análisis de comportamiento y evolución en el año 2017.

Así pues, los regalos promocionales se han convertido en el aliado principal de las campañas y estrategias de marketing de las empresas, sea cual sea su sector, el tipo de mensaje e incluso el presupuesto. La relación resultado/precio es espectacular, y la marca gana en cuanto a percepción positiva de los usuarios. ‘Feliz’, ‘agradecido’, ‘interesado’ o ‘impresionado’ son algunas de las emociones que aseguran sentir los consumidores cuando reciben un regalo promocional.

Fuente: ipmark.com

One comment

  1. Stephano
    2 meses ago

    Excelente.
    Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *